A “RETAR” SE HA DICHO…

Ya les comenté, en anteriores artículos, que aquella bebe tranquila y pacífica que solía ser nuestra Cande dejo el edificio! … Nuestra Chini es oficialmente una loquilla traviesa que no para ni medio segundo y que nos tiene a todos detrás de ella preguntándonos y qué va a hacer ahora?

Ayer no fue la excepción. Habíamos terminado de desayunar y con Martín estábamos lavando las tazas mientras Iñaki jugaba en su cuarto y Cande estaba jugando en el living “sin nada de riesgo cerca” según nosotros cuando, y debido al silencio que nunca es buena señal, decido acercarme a ver en qué andaba la Chini.
Pues bien la jovencita no sólo había bajado de la mesa una botella de un litro y medio de agua sino que se las había ingeniado para desenroscar su tapa y vaciarla por completo sobre la alfombra.

Ustedes estarán pensando “que Genia la Chini como se da idea y logra hacer estas cosas!” Y yo también pensé lo mismo y es ahí donde está el desafío!
Cuando tenemos chiquitos como nuestra Cande, en los que todo avance ya sea motor o cognitivo es motivo de festejo/ orgullo tenemos el riesgo o la tentación de festejar este tipo de acciones y es ahí donde caemos, en mi opinión, en un grave error. Cuando yo insisto con la igualdad de condiciones para que mi hija y todas las personas con diferentes capacidades sean tratadas como pares y tengan iguales derechos, también en esa igualdad entran las OBLIGACIONES! Cande de la misma manera que Iñaki tiene que saber que no se puede andar por la vida haciendo lo que se le plazca y que una mala acción tiene consecuencias… De lo contrario no van a ser iguales al resto, va a ser una niña bien malcriada y ahí sí que tengo injerencia!

Reflexión entonces … Importante, así como pedimos igualdad de derechos debemos no ser condescendientes con las obligaciones y mucho menos tratarlos de “pobrecitos” ya que así solo creamos pequeños fatales sin control y futuros adultos que no van a lograr adaptarse a la sociedad a los que con esta actitud no les hicimos ningún franco favor.

Conclusión!
Enseñamos a la Chini a secar la alfombra, le explicamos que eso “no,no!! Muy malo” y después en otro contexto le pedimos que nos mostrará cómo abría la botella y ahí si la felicitamos … Claro está que este hecho no ha disminuido en lo más mínimo su búsqueda permanente de problemas en los que meterse , pero creo que eso ya es parte de su carácter … Por lo menos sé que sabe que eso NO NO NO !!!

image

image

Compartir en:

You Might Also Like

1 Comment

  • Reply
    Gastón
    26/03/2016 at 12:39 pm

    Que hermoso, ver la serenidad, fortaleza y sobre todo el amor que ambos tienen por sus hijos.
    En verdad al leer una y otra vez sus vivencias, sus obstáculos y como mediante el amor y la paciencia logran esa armonía en vuestra familia, sin palabras ole y OLE !
    Les mando un gran saludo familia y gracias por poner un faro en luz en donde varios (me incluyo ) vemos oscuridad a causa de la ignorancia.
    Que hermosura la chini!!!!

  • Leave a Reply